Juan Manuel Santos, presidente de la República, informó que fue activado el puesto de mando unificado para reforzar las medidas preventivas y enfrentar cualquier amenaza de seguridad digital durante las elecciones de 2018.

El mandatario anunció también la creación del Centro Integrado de Inteligencia Electoral CI3E, en el cual se hace la evaluación de vulnerabilidad y riesgo para las elecciones en los 1.102 municipios del país, y otras acciones “para garantizar que estas sean las elecciones más seguras”.

Advirtió que “en el mundo de hoy, con la importancia de la tecnología, surgen nuevas amenazas contra las democracias a través de los llamados ciber ataques” y dijo que esto se ha visto en otros países y se vivió en Colombia. Anunció que la semana próxima comienza a operar un centro de atención de incidentes cibernéticos que contará con una línea de atención telefónica gratuita 1-800.

“Durante  el plebiscito, por ejemplo, la Registraduría fue objeto de múltiples ataques cibernéticos a la página web, por fortuna todos fueron neutralizados con éxito. Pero debemos estar siempre vigilantes y preparados. Está circulando información de posibles ataques o intenciones non sanctas que podrían provenir incluso del exterior”, indicó.

El presidente expresó que “los ataques contra la democracia no están dirigidos únicamente contra el sistema electoral”, sino que “también tienen que ver con la difusión de información falsa, de mentiras que buscan atemorizar o generar desconfianza, y así manipular a los electores”.

Explicó que ha dado “precisas instrucciones para que a la cabeza de todo el proceso electoral esté la Vicepresidencia de la República y el Ministerio del Interior, quienes coordinarán con las demás entidades nacionales y locales para que se haga realidad lo que los colombianos, por más de 50 años, siempre soñamos: unas elecciones en paz”.

“Vamos a garantizar, con el apoyo de todas las entidades del Estado, con la participación de la sociedad civil, de los partidos políticos, que  estas elecciones se realicen en paz; sin violencia”, advirtió el Presidente.

Y agregó que las elecciones “serán adelantadas con plenas garantías para todos los partidos y candidatos, sin distinción alguna. Los derechos de los ciudadanos a elegir y ser elegidos estarán plenamente protegidos”.

Santos consideró que “estas elecciones de Congreso y Presidente que se avecinan no tienen precedente en nuestra historia reciente”, ya que esta vez no solo los colombianos tendrán en sus manos la oportunidad y la responsabilidad de definir el rumbo de la nación, “sino por primera vez en más de 50 años, podremos hacerlo sin el conflicto armado con las Farc”.

Por otra parte, precisó que fue convocada la Comisión Nacional para la Coordinación y Seguimiento de los Procesos Electorales, en la que participan el Gobierno Nacional, la rama judicial, la Fiscalía, la Procuraduría, la Defensoría, la Contraloría, la Registraduría, el Consejo Nacional Electoral y las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional.

Finalmente el mandatario informó que convocó y presidirá el próximo 7 de febrero la primera reunión de la Comisión Nacional de Garantías Electorales de este año.