En las últimas horas, se han hecho virales varias fotografías del emblemático desierto del Sahara cubierto de nieve. A pesar de lo preciosas que resultan las imágenes para algunos, para muchos ha generado preocupación ya que aseguran que este fenómeno se debe al cambio climático.

La tormenta de nieve que se registró el pasado domingo 7 de enero, cubrió por completo el paisaje del árido desierto. Un fenómeno de esta magnitud no se presentaba desde 1979 y según los expertos se debe a la ola de frío que está sacudiendo a gran parte de Estados Unidos y el Reino Unido, donde ciudades como Nueva York, han presentado temperaturas de -10 grados centígrados.

Este lugar que se caracteriza por ser un lugar de clima seco debido a que se ubica a menos de 1000 metros sobre el nivel del mar, por lo que es poco común que se presenten este tipo de sucesos. Asimismo, Aïn Séfra, una pequeña ciudad argelina, fue el epicentro del fenómeno que llamó la atención de propios y visitantes.

A pesar de que las capas de nieve que cayeron sobre el terreno de esta zona no fue mayor a 20 centímetros, fueron suficientes para pintar de blanco el icónico paisaje que es calificado por muchos como un buen lugar para hacer recorridos durante sus vacaciones.

El desierto del Sahara cuenta con una extensión de 9.400.000 kilómetros cuadrados, lo que lo hace el más grande del mundo abarcando gran parte de la región norte de África. El Sahara se extiende desde el mar Rojo, incluyendo partes de la costa del mar Mediterráneo, hasta el océano Atlántico. Hacia el sur, está delimitado por el Sahel, un cinturón de sabana semi árida tropical que conforma las regiones que cubren el norte del África subsahariana.

Muchos mitos se han creado en torno a las condiciones climáticas del Sahara. El clima predominante de esta región es seco, no obstante, en algunos periodos de tiempo la humedad hace su aparición.

Mientras tanto, los expertos son enfáticos en asegurar que la tormenta de nieve que se presentó, no se debe al cambio climático, sino a la situación meteorológica que está presentando en países de Norteamérica y Europa.