A diario, el afán, la comodidad u otros factores, hacen que los ciudadanos de Bogotá prefieran movilizarse en taxi que en cualquier otro medio de transporte; en este caso, la sorpresa para el pasajero es cuando al ingresar a este vehículo amarillo se encuentra con un tierno acompañante.

Desde las 4:00 a.m. y hasta las 8:00 p.m., por las calles de Bogotá, circula el taxi de Nicolás Walteros con un ‘ingrediente’ adicional, pues cuenta con un copiloto de cuatro patas: Coronel.

Se trata de un perrito  tamaño mediano, café claro, con un ojo café y otro azul, y que a diario portar su uniforme de la Policía, pues además de acompañar a su amo a diario ayuda a custodiar la seguridad en las calles de Bogotá.

Con su traje verde, Coronel se ubica en la silla delantera, reposa su cabeza sobre la ventana y en medio de su tranquilidad genera todo tipo de sensación en quienes toman este servicio, pues según cuenta Nicolás, la presencia de su mascota hace que los pasajeros lleven siempre con ellos una sonrisa en su rostro.

La presencia de Coronel en este medio de transporte nunca ha sido un inconveniente, pues no tiene comportamientos agresivos y entabla buena relación con otros animales y con las personas, incluso siente gran empatía con sus colegas, a quienes a diario va a saludar.

Las personas que quieran solicitar un servicio de taxi con Coronel de copiloto pueden comunicarse con la línea telefónica 3193207360.