Cultivo de coca/Imagen: Kien y Ke

El administrador interino de la DEA, Robert Patterson, reveló los resultados de la Evaluación Nacional de Amenaza de Drogas (NDTA, por sus siglas en inglés), que describe las amenazas que representan para los Estados Unidos el narcotráfico nacional e internacional y el abuso de drogas ilícitas.

El informe señala que la disponibilidad y el uso de cocaína han aumentado significativamente, en parte debido a los incrementos récord en el cultivo de coca y la producción de cocaína en Colombia, la principal fuente del mercado de la cocaína en los Estados Unidos.

“EE. UU. puede esperar ver niveles crecientes de oferta y consumo por lo menos hasta el 2018. En la medida que los cultivos de coca y la producción se incrementan en Colombia”, indica el informe.

“Este informe subraya el alcance y la magnitud de la crisis actual de opiáceos en los Estados Unidos”, dijo el administrador interino Patterson. “La información en el informe representa datos recopilados durante el año pasado, pero de importancia crítica es la información en tiempo real que obtenemos todos los días de nuestros socios. Nunca ha sido un momento más importante para usar todas las herramientas a nuestra disposición para luchar contra esta epidemia”.

En los últimos 10 años, el panorama de las drogas en los Estados Unidos ha cambiado, y la amenaza de las drogas alcanza niveles epidémicos e impacta en partes importantes de los Estados Unidos.

Además, las muertes por envenenamiento por drogas son la principal causa de muerte por lesiones en los Estados Unidos; actualmente se encuentran en su nivel más alto jamás registrado y, todos los años desde 2011, han superado en número a las muertes por armas de fuego, accidentes automovilísticos, suicidios y homicidios.