El Gobierno trabaja actualmente para ampliar en alrededor de 5 mil los cupos en las cárceles del país, con el objeto de reducir el hacinamiento y mejorar las condiciones de la población reclusa, informó este jueves el Presidente Juan Manuel Santos.

El Jefe del Estado inauguró las obras de ampliación del Establecimiento Penitenciario de El Espinal, en el departamento del Tolima, que quedó con capacidad para 720 presos adicionales luego de inversiones por 70 mil millones de pesos.

Allí se refirió a las obras realizadas o en proceso en las cárceles de Bellavista (Medellín), Girón (Santander), Ibagué, Buga y Tuluá (Valle), Ipiales (Nariño) y Guaduas (Cundinamarca).

“Todo eso nos da más o menos casi 5 mil cupos, 4.896 cupos. O sea, estamos avanzando en ese proceso de disminuir, lo que nos duele a todos y estamos muy preocupados: el hacinamiento en las cárceles”, manifestó el Mandatario.

El Presidente Santos indicó que en Colombia hoy hay 80.000 plazas y 115 mil reclusos, Por lo cual “este esfuerzo es más que necesario”.

Subrayó que la solidez de una economía también tiene mucho que ver con garantizar los derechos a los ciudadanos y agregó que quienes se encuentran dentro del sistema penitenciario y carcelario tienen unos derechos que se deben hacer respetar.

El Jefe del Estado calificó las instalaciones inauguradas como un “estado del arte”.

Precisó que esta prisión cuenta con una unidad educativa para avanzar en los programas de resocialización.

“Eso es muy importante eso es un enfoque también que todo sistema penitenciario debe tener. Quien ingrese al sistema, quien este en las cárceles, debería salir como un mejor ciudadano después de pagar su pena”, declaró.

Admitió que “infortunadamente eso no es lo usual. Por eso tenemos que hacer un gran esfuerzo en esa política de resocializar a quienes ingresan al sistema penitenciario”, sostuvo.

Por último destacó la importancia de promover la industria penitenciaria, que en muchos países se ha convertido en una fuente de recursos importantes, pero también en una forma de resocializar a los reclusos, que elaboran productos y así obtienen ingresos y mejoran su autoestima.

El Presidente de la República estuvo acompañado por el Ministro de Justicia, Enrique Gil; el Gobernador del Tolima, Oscar Barreto y el Alto Consejero para las Regiones, Camilo Sánchez.