La Agencia Jurídica del Estado le remitió un documento al magistrado de la Corte Constitucional, Antonio José Lizarazo, en el que se solicita que se anule el fallo que limita las funciones del Fast Track.

De acuerdo con información preliminar al respecto, el Gobierno justifica que fue una medida sin las mayorías, que se violó el debido proceso y que existió ausencia de deliberación suficiente. Específicamente se refiere al papel del magistrado Carlos Bernal, cuyo voto fue definitivo en la discusión.

Por eso, la entidad enfatiza en que el magistrado se posesionó solo dos días antes del fallo, por lo que no contó con el tiempo ideal para analizar el Fast Track. Además, debido a comentarios previos sobre el tema, consideran que Bernal debió declarase impedido.

Teniendo en cuenta lo anterior, la Agencia pidió que se declare la nulidad del fallo, al considerar que “trasgrede ostensible, significativa y trascendentalmente el debido proceso”.

Cabe recordar que en mayo pasado la Corte tumbó los literales H y J del Acto Legislativo 01 de 2016, el mismo que le dio luz verde al llamado Fast Track o vía rápida, el mecanismo que busca reducir el número de debates que se requieren en el Congreso para la aprobación de leyes y reformas constitucionales.

Desde varios sectores afines al proceso de paz con las Farc lo han calificado como un “duro golpe”, que pondría más trabas a la implementación de lo acordado en Cuba. Mientras que quienes han hecho reparos lo aplauden como defensa de la democracia y las instituciones.

La Sala Plena declaró inconstitucional la exigencia del aval previo del Gobierno a las transformaciones que se adelanten en el legislativo a los proyectos de ley y reformas constitucionales relacionadas con el Acuerdo de Paz.

Asimismo, el alto tribunal golpeó el requisito que establecía que dichas iniciativas debían ser aprobadas en bloque y no de forma individual, como sucede con cualquier proyecto.

Con su fallo, la Corte pone frenos a dos “seguros” con los que contaba las Farc. La idea era mantener intacto lo pactado cuando llegara al Congreso.