Gracias a un llamado de la comunidad, en las últimas horas el grupo de Infancia y Adolescencia de la Policía Metropolitana de Bogotá, logró rescatar a tres menores de edad, de 10, 7 y 5 años, que se encontraban encerrados en una vivienda de Bosa sin la compañía de un adulto.

Según vecinos, este episodio era frecuente, pues continuamente los niños eran dejados en abandono durante largas horas, en esta oportunidad fueron cerca de 14 horas las que duraron solos hasta que llegaron las autoridades.

La Policía logró entrar a la habitación en las que estaban los menores de edad por la azotea de una vivienda contigua, allí evidenciaron a los tres niños que, en medio de la situación, se encontraban en buen estado de salud; sin embargo, uno registraba una pequeña herida en la cabeza, pues al querer pedir auxilio se resbaló  por una escalera.

Los menores de edad fueron dejados a disposición del ICBF, pues hasta el momento la madre no se ha acercado a la Institución para recogerlos. Además, según el capitán Luis Carlos Urrego, jefe de Infancia y Adolescencia de la Policía Metropolitana de Bogotá, esta situación podría generar la perdida de la patria potestad sobre estos menores de edad.