La escultura ‘La Gran Mariposa’, del maestro Édgar Negret, ubicada en la Plaza de San Victorino, en el centro de Bogotá, fue totalmente recuperada en una jornada liderada por la alcaldía local de Santa Fe.

Se trata de una de las obras más representativas de este gran escultor colombiano, la cual fue inaugurada en el 2000 como parte del plan de renovación urbana que promovió entonces el alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa.

La obra corresponde a la última etapa del maestro Negret, (Popayán 1920 – Bogotá 2012), en la que se interesa por el mundo prehispánico. Elaboró piezas de formas simétricas y la mariposa había sido permanente fuente de inspiración por la alusión a un animal sagrado para algunas culturas prehispánicas.

Además de este trabajo, en los alrededores de esta escultura se realizó una jornada de mantenimiento con labores de aseo, pintura de muros de contención, mantenimiento de jardinería, arbolado y se limpiaron postes.

Estas actividades se ejecutaron en conjunto con el Jardín Botánico, Instituto Distrital para la Protección de la Niñez (Idipron), Aguas Bogotá,  Alcaldía de Santa Fe, Hogar de Paso Calle 13 (ex habitantes de calle), Instituto Distrital de la Participación y Acción Comunal (IDPAC), Secretaría Distrital de Ambiente (SDA) y comerciantes del sector.