La agencia de calificación Moody's espera una aceleración del crecimiento en América Latina

En un sondeo de Reuters a comienzos de la semana, 12 de los 17 analistas consultados anticiparon la decisión mientras que los cinco restantes esperaban una reducción de 25 puntos, base a un 4,50 por ciento.

Así, la tasa de interés colombiana cierra el 2017 en su nivel más bajo desde octubre del 2015. La decisión contó con el voto unánime de los siete miembros del directorio.

El gerente del emisor, Juan José Echavarría, destacó que la inflación de 4,12 por ciento interanual medida en noviembre fue mayor a la esperada y dijo que el indicador terminaría 2017 en 4 por ciento, justo en el techo del rango meta y levemente por encima del 3,9 por ciento que se esperaba hasta el mes pasado.

El banco destacó que existe menos espacio para continuar bajando la tasa de interés en el futuro, y condicionó los recortes a la información adicional sobre el desempeño de la inflación y del crecimiento de la economía, que sigue débil.

“Sí hay un espacio para seguir bajando tasas de interés. No es mucho, pero esperemos a tener más información para seguir dando ese paso”, explicó el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, quien integra el directorio del banco.

“La información de inflación al cierre de este año es particularmente relevante, saber si se cumple o no la meta”, precisó Cárdenas.

La estabilidad en el tipo referencial se produce después de dos meses en los que la autoridad monetaria sorprendió a los mercados financieros con recortes de tasas.