Un grupo de taxistas de Bogotá realizará en los próximos días un “plan tortuga” y un cese de actividades para protestar por la crítica situación de seguridad que muchos conductores viven. Problemas como atracos, robos y agresiones, incluida la muerte de un conductor el pasado viernes, motivarían esta manifestación.

Según el líder de la Asociación de Taxistas de Bogotá, Hugo Ospina, la muerte de Elías Ovalle el pasado viernes, en medio de un asalto, puso en evidencia la situación crítica de seguridad que enfrenta el gremio. Por esto, adelantarán una serie de protestas, pero también se bajarán de los taxis para denunciar estas situaciones en los buses del SITP y TransMilenio.

“Estamos evaluando la propuesta de no sacar los taxis y subirnos a los buses de Transmilenio y el SITP. Nos vamos a pasear y no nos bajaremos durante todo el día”, dijo Ospina a Caracol Radio. No indicó una fecha aproximada de cuándo se podría realizar esta protesta.

Según Ospina, la Alcaldía de Bogotá no ha adelantado mayores controles para reducir la inseguridad, a pesar de la creación de una secretaría dedicada al tema y de haber denunciado el modus operandi de los asaltantes. “Desde que se posesionó el alcalde Peñalosa y se creó la Secretaría de Seguridad aumentaron los atracos y asesinatos, no sólo a los taxistas, sino en toda la ciudad”, aseguró.

Finalmente, cuestionó la responsabilidad de plataformas como Uber en los temas de seguridad, considerando que es necesario combatir “la piratería” e inmovilizar los vehículos que prestan servicios ilegales en la ciudad.

CANAL CAPITAL SOMOS TUS OJOS EN BOGOTÁ