La Unidad Renal del Hospital de Kennedy fortaleció sus servicios con la apertura de tres nuevos turnos para atender, además de pacientes crónicos con esta enfermedad, personas con COVID-19. Actualmente, en el lugar, son realizadas 3.300 sesiones mensuales de hemodiálisis.

Jeison Barajas lleva dos años en tratamiento, todos los días cumple rigurosamente con las indicaciones de los médicos, y más, en etapa de pandemia.

"El hospital ha creado ciertos reglamentos para entrar a la sala como es el lavado de manos, la distancia social, ya el refrigerio no se recibe acá si no se lo dan y uno se lo tiene que llevar para evitar aglomeraciones", afirmó Jeison.

El hospital está realizando sesiones adicionales de hemodiálisis los días martes, jueves y sábado entre la 1:00 a.m. y las 5:00 a.m., con atención exclusiva para estos pacientes.

Andrea Cubillos, líder de la Unidad Renal del hospital de Kennedy, manifestó: "ellos vienen a ese turno que es un turno aislado, no tienen contacto con ningún otro paciente del programa, tienen un personal de salud único, ellos no cambian de turno. También tenemos unas barreras de seguridad en la sala, igualmente todas las medidas de bioseguridad para las enfermeras y médicos de la ciudad".

Actualmente, la Unidad cuenta con 280 pacientes, atendidos en ocho turnos. En un día son atendidos, en promedio, 140 personas y para cada sesión están disponibles cuatro auxiliares de enfermería, tres enfermeras, un médico y un nefrólogo.

El servicio está siendo complementado con actividades de promoción y educación sobre cuidados de bioseguridad, para los usuarios y sus familias.

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.