Las marchas convocadas por Fecode, ADE y los gremios de educadores apoyados por estudiantes transcurrieron con total normalidad en horas de la mañana en el recorrido desde el Parque Nacional hasta la Plaza de Bolívar.

Desde muy temprano educadores trabajadores y estudiantes estuvieron presentes en el Parque Nacional preparando pancartas y pitos para manifestarse. Las manifestaciones artísticas y culturales fueron protagonistas en estas marchas.

"Para nosotros la protesta es pacífica y la denuncia es clara", indicó Mabel Rincón Suárez, una de las docentes que se manifestó artísticamente.

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.

La razón principal de la protesta fueron las amenazas y hostigamientos por parte de grupos armados a los que terminan siendo los líderes de los municipios, los profesores

Otra de las solicitudes por parte del gremio de educadores es que se le conceda una audiencia al comité ejecutivo para evaluar la situación de los docentes en el país.

"Los trabajadores colombianos nos unimos a estas marchas porque lo que están planteando los maestros es una defensa por la vida, porque están asesinando a los líderes sociales y amenazando a los maestros", explicó Jairo Arenas, miembro del CUT.

Además piden que mejore el servicio de salud de los maestros y que se acelere cumplimiento del pliego de fortalecimiento y financiación pública.

"Debemos continuar en las movilizaciones y en la lucha para que el Gobierno verdaderamente se siente a negociar con base en los 104 puntos que le radicamos como Comité Nacional del paro del cual hace parte Fecode. Esperamos que realmente también el Gobierno genere políticas para proteger la vida de los maestros y maestras, de los líderes sociales, y de los líderes sindicales. Hoy nos siguen amenzando", indicó Nelsón Alarcón, presidente de Fecode.

Las voces de estos gremios retumbaron en la Plaza de Bolívar en un ambiente de paz. Aunque en horas de la tarde se presentaron enfrentamientos frente a la Universidad Distrital entre encapuchados y miembros del Esmad.

Por: Alejandra Parrado