Expertos internacionales se refirieron a las 100 cámaras salvavidas que llegarán a partir del mes siguiente a Bogotá. Aseguran que esta es una estrategia que ha disminuido las cifras de accidentes en otros países como Brasil.

Las 100 cámaras serán distribuidas en las ocho avenidas que ya tienen el límite de  velocidad en 50 kilómetros por hora.

En Brasil la implementación de esta tecnología logró avances en la seguridad vial. Actualmente cuenta 900 puntos que controlan la velocidad por medio de las cámaras salvavidas.

“Sao Paulo empezó a poner cámaras salvavidas en 1997, años en que nosotros tuvimos 2000 muertos en el tráfico de la ciudad, en 1998 sólo un año después de las cámaras prendidas, este número bajo a 1.500 muertos, o sea 25 % de reducción de muertos en la ciudad", afirmó Sergio Avelleda, experto internacional sobre seguridad vial de Brasil.

Además, ayudó con la disminución del hurto a vehículos, pues en 2017 detuvieron a 1.500 personas involucradas en presuntos robos por medio de las cámaras salvavidas.

Lea también: Inicia obra de la avenida Guayacanes que mejorará la movilidad en Bosa y Kennedy

"Las cámaras también están conectadas con la Policía, o sea también apoyan a la seguridad de los ciudadanos. Todas las placas de los coches que pasan por las cámaras y son detectadas, si alguna persona está siendo buscada por la Policía, esta  puede tomar la decisión de buscar este coche tomando el conocimiento de donde está el coche”, afirmó el experto.

Aunque las cámaras aumentan el número de infracciones, las encuestas en Brasil arrojan que la ciudadanía apoya la tecnología por los resultados en seguridad y protección de la vida.

Brasil es un referente para la capital de Colombia por su antecedente con esos equipos que empezarán a aparecen en las calles desde septiembre.

Por: Catherine Solanilla