Bajo el lema “Cero violencia, cien por ciento ternura para las niñas y niños en Colombia”, llegó a Bogotá la caminata Huellas de Ternura que ha recorrido América Latina y el Caribe como una movilización social para la defensa de los menores.

La caminata se llevará a cabo este domingo 10 de febrero entre el Parque de los Periodistas y la Plaza de Bolívar, donde, además, habrá una feria de servicios.

Más que una marcha, Huellas de Ternura busca crear conciencia y generar un conjunto de actividades pedagógicas, lúdicas y de inclusión, en contra de la violencia de los niños.

La Caminata permanecerá en cada país durante quince días, en los cuales tendrán lugar experiencias significativas que convoquen a asumir la ternura como estilo de vida frente a la violencia que deja cicatrices físicas y psicológicas en los niños y niñas.

Así frustran un robo en TransMilenio

¡Todos podemos ser cómplices de los buenos! Un superhéroe puede evitar así el hurto de celulares en el transporte público. #PóngaseMosca Más en www.conexioncapital.co →

Publicado por Canal Capital en Jueves, 10 de enero de 2019

Eddy Bermúdez, subsecretario para la Gobernabilidad y Garantía de Derechos (E ), manifestó su alegría ante la llegada de este evento organizado por el Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM), World Vision Colombia, Cáritas, la Confederación Nacional Católica de Educación (CONACED), entre otros.

“Celebramos porque esta caminata llegó a Bogotá. Hacemos un llamado al respeto por los derechos de la niñez y la libertad religiosa”, afirmó Bermúdez.

De acuerdo con cifras del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), en el país se presentan 68 casos diarios de violencia contra niñas y niños, mientas que entre 2015 y 2018 se registraron más de 350 muertes de niñas.

A su vez Nelson Rojas, de la organización World Vision Colombia, hizo un llamado urgente a poner el tema de la violencia contra la niñez sobre la mesa. “Debemos hacer de este país un lugar más seguro para niñas y niños”, enfatizó.

Cabe destacar, en este sentido, que la Alcaldía de Bogotá, en el marco de la Política Pública de Libertad Religiosa, viene trabajando con organizaciones religiosas para garantizan los derechos de niñas y niños. Un movimiento interreligioso que une esfuerzos para mejorar la calidad de vida de los más pequeños.

Uno de los propósitos del alcalde Enrique Peñalosa es hacer de Bogotá la ciudad en la que cabemos todos y eso pasa por el respeto de la diferencia y la diversidad religiosa”, destaco Bermúdez.