Josep Borrell, ministro de Relaciones Exteriores de España, exaltó las acciones de Colombia frente a la crisis migratoria de Venezuela y su política de puertas abiertas, al tiempo que criticó la de otros países como Ecuador y Perú, que han cerrado fronteras y exigido requisitos mayores para el ingreso de los migrantes venezolanos a su territorio o de naciones europeas.

Durante su intervención en el Nueva Economía Fórum, en el que también participó el canciller colombiano Carlos Trujillo, Borrell Fontelles afirmó que el éxodo venezolano avanza “a un ritmo de éxodo bíblico, que es muy superior ya al que ha provocado la guerra de Siria”.

“Sabemos muy bien que la tragedia por la que está pasando Venezuela les afecta a ustedes, a Colombia, de una manera intensa y directa. Solo el país que ha estado en primera línea desplegando un esfuerzo colosal, para acoger a más de un 1 millón 400.000 inmigrantes, refugiados, llámenles como quieran, de los cuatro millones que han abandonado ya el país”, dijo.

Lea también ¡Atentos! Nuevos cambios operacionales en TransMilenio

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.

Según el diplomático español, si la migración venezolana continúa a esa velocidad, “nos encontraremos con seis millones de venezolanos” que huyen del país por la crisis multidimensional.

“No sé cuántos se quedarán en Colombia y cuántos más se difundirán por el resto de los países latinoamericanos. En España tenemos 400.000, pero es sin duda un esfuerzo menor para un país como España recibir a 400.000, que llegan por vía aérea, que para ustedes que llegan por procedimientos y en condiciones mucho más difíciles”, resaltó el ministro.

El canciller español también felicitó a Colombia por el esfuerzo que hace atendiendo la población venezolana y por su política de puertas abiertas, criticó la de otras naciones que han adoptado una postura más dura.

“Hay sinceramente que felicitar a Colombia por el esfuerzo que hace desplegando servicios públicos que puedan atender a esa población, su política de puertas abiertas, que contrasta con otras políticas de puertas cerradas que hemos presenciado en Europa, ante problemas mucho menores, infinitamente menores, debe ser ensalzada y apoyada”, señaló.

El ministro confirmó que España reitera su intención de seguir apoyando al país cafetero, y añadió que la Unión Europea y diferentes organismos de Naciones Unidas han convocado una conferencia internacional de donantes, que tendrá lugar a finales de octubre o principios de noviembre, para movilizar los esfuerzos europeos para contribuir al de Colombia.

En el foro estuvieron presentes el expresidente Felipe González y la esposa del líder opositor venezolano Leopoldo López, Lilian Tintori.

Desde el 26 de agosto pasado, el gobierno ecuatoriano exigió visa a los venezolanos para ingresar a su territorio, una medida que ha afectado a cerca de 600 migrantes. Con dicha decisión, se sumó a países suramericanos como Perú y Chile, u otros centroamericanos, que han aumentado los requisitos para regular el flujo migratorio.

Según cifras de Naciones Unidas, hasta el 5 de septiembre había 4’307.930 venezolanos exiliados, siendo Colombia el primer receptor, con 1,4 millones de personas; seguido de Perú con 860 mil, Ecuador con 330 mil, Chile con 288 mil y Brasil y Argentina con 178 mil y 145 mil, respectivamente.

Con información de la Agencia Anadolu