computadores robados
Foto de: Gobierno Nacional

Un juez de control de garantías, por solicitud de la Fiscalía General de la Nación,  privó de la libertad a cinco supuestos integrantes de una organización que se dedicaba al hurto de computadores destinados a mejorar la calidad académica de profesores y alumnos de zonas rurales de Boyacá, Cundinamarca y Santander.

Para robar los equipos, los detenidos rompían paredes y puertas, y amenazaban a los vigilantes de las instituciones. 

Después de cometer el delito, vendían los computadores a reducidores, ubicados en el centro de la capital de la República, quienes se encargaban de revender la mercancía robada. 

Lea también: Capturada banda delincuencial que hirió a policías durante operativo en Bosa

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.

Los presuntos delincuentes fueron identificados como Severo Bernal, Jorge Enriqu Moreno, Mario López, Jaime Jiménez Borda y Juan Muñoz Morales, y se les imputó cargos por el delito de concierto para delinquir en concurso con hurto calificado y agravado. 

“Se trata de delincuentes que ingresaron a las escuelas de las poblaciones de Guayabal, El Rosal, Gama y Junín (Cundinamarca); así como Jenesano, Turmequé, Viracachá, Saboyá, Soracá y Pachavita, en Boyacá, para llevarse los equipos de cómputo”, sostuvo la Fiscalía. 

De ser hallados responsables, los cinco investigados se exponen a penas que oscilan entre los 12 y 15 años de prisión.

Los computadores fueron donados para el programa del Gobierno Computadores para Educar.