chaco condujo carrobomba
Pantallazo video Fiscalía

La Fiscalía General de la Nación imputará nuevos cargos a Wilson Arévalo Hernández, alias Chaco, por haber mentido en la declaración que entregó a los investigadores el día del atentado a la Escuela General Santander, el cual cobró la vida de 22 policías.

El 17 de enero, Chaco le dijo a la Fiscalía que había vendido el vehículo a José Aldemar Rojas Rodríguez a través de un joven que lo recogió en Saravena (Arauca). En su testimonio señaló que desde ese momento no tuvo más conocimiento del carro ni contacto con el comprador.

No obstante, el ente investigador pudo determinar que Arévalo fue el responsable de trasladar desde Arauca hasta Bogotá el vehículo que fue cargado con 80 kilogramos de pentolita. Arévalo habría llevado el campero hasta la bodega alquilada por José Aldemar Rojas Rodríguez, quien ingresó el carro bomba al centro de estudios policiales.

Otras pruebas que indican que alias Chaco condujo el vehículo tipo campero de Arauca a Bogotá son los videos de seguridad de los peajes.

“En varios de los pasos por las taquillas se ve a Wilson Arévalo Hernández abrir la puerta delantera del carro para realizar los pagos, toda vez que el automotor era blindado y no se podían bajar los vidrios”, contó la Fiscalía en una comunicación oficial.

Con estas evidencias, el fiscal de conocimiento imputará a Arévalo Hernández los delitos de terrorismo agravado, homicidio agravado, tentativa de homicidio agravado y concierto para delinquir agravado.

Wilson Arévalo haría parte del Frente Domingo Laín Sáenz del ELN, al que colaboraría como financiador, encargado de extorsiones y proveedor de material de guerra.

Lea también: Envían a la cárcel a Ricardo Carvajal, capturado por el atentado en la Escuela General Santander