condena a militar guatemalteco
Foto de: Anadolu

A 5.160 años de prisión fue condenado el militar guatemalteco Santos López Alonzo por su participación de la masacre de 199 civiles desarmados el 6 de diciembre de 1982.

La matanza ocurrió en el marco de los operativos del Ejército del país centroamericano para combatir a las guerrillas, en el régimen del . La mayoría de las víctimas eran ancianos, mujeres y niños.

Los sobrevivientes narraron las violaciones y torturas a las que fueron sometidas las víctimas antes de ser asesinadas y que duraron hasta el 8 de diciembre. Contaron que los cuerpos fueron quemados.

Al doloroso episodio se le conoce como la masacre de Dos Erres, por el nombre de la aldea localizada en el municipio de Las Cruces, en el departamento de Petén, en la que ocurrió y que hoy ya no existe.

Buggy Rollin

¿Te atreverías a bajar una montaña usando ruedas en todo tu cuerpo? Descubre la fantástica historia del Buggy Rolling en nuestro país → Más historias en conexioncapital.co

Publicado por Canal Capital en Domingo, 9 de diciembre de 2018

Lea también: Polémica por apertura de bar en París que hace honor a Pablo Escobar

López Alonzo fue deportado a Guatemala en 2016, luego de vivir en Estados Unidos desde 2001. Al llegar a su país fue acusado de asesinato y delitos de lesa humanidad.

Este jueves, López Alonso se convirtió en el sexto exmiembro del Ejército en ser condenado por esa masacre. Los kaibiles, una unidad de soldados élite del Ejército, Manuel Pop Sun, Reyes Collin Gualip y Daniel Martínez Méndez, así como el subteniente Antonio Carías López, fueron sentenciados en 2011 a 6.060 años de prisión.

El exmilitar Pedro Pimentel también fue condenado a 6.060 años de cárcel en marzo de 2012.

Anadolu.