Este miércoles, el Tribunal Administrativo de Cundinamarca confirmó las medidas cautelares que habían suspendido obras duras en humedales de Bogotá. La Secretaría de Ambiente señala que decisión del alto tribunal no afecta la ejecución de las obras que están en curso.

El fallo emitido por el Tribunal de Cundinamarca confirma la suspensión provisional del decreto 565 de 2017 para realizar cualquier tipo de obra dura en los cuerpos de agua.

"No están suspendidas las obras referentes a las cliclorrutas, los senderos para bicicletas y senderos peatonales. Los mismos pueden seguirse desarrollando tal como se estableció en el auto del juzgado cuarto administrativo", mencionó Viviana Ortiz, de la Dirección Legal de la Secretaría de Ambiente.

La entidad recalcó que las obras que se ejecutan en la actualidad "gozan de total legalidad ya que están amparadas dentro de lo establecido en el Plan de Ordenamiento Territorial y los Planes de Manejo Ambiental, la cuales son normas de superior jerarquía y que están soportados en estudios técnicos".

La Secretaría de Ambiente también aclaró que no ha habido alguna afectación o vulneración a los humedales de la capital y que "la justificación fue la no participación ciudadana en la emisión del decreto".

Asimismo mencionó que se "esperará el sentido de fallo de la sentencia en primera instancia por parte del juzgado para desarrollar las actuaciones judiciales a que haya lugar".

Lea también: Este es el esquema de seguridad para la final del fútbol colombiano