depresión

  • En 2017, 350 millones de personas tenían depresión.
  • La depresión es dos veces más frecuente en mujeres que en hombres.
  • Baja autoestima, cansancio y falta de concentración pueden ser síntomas de depresión.

De acuerdo con el Ministerio de Salud y Protección Social, para 2017 se calculó que en el mundo había 350 millones de personas afectadas por la depresión, una enfermedad que en el peor de los desenlaces conlleva al suicidio.

Los trastornos depresivos suelen iniciar en la adolescencia y son dos veces más frecuentes en mujeres que en hombres.

“Son más sensibles a situaciones con alta carga de estrés que las lleva sin duda a tener un mayor riesgo de depresión, además hay que tener en cuenta que en la mayoría de las sociedades, las mujeres siempre han estado en condiciones de desventaja y esto las expone a eventos traumáticos de manera más frecuente que los hombres”, informó Jorge Tamayo, médico psiquiatra.

Signos como los trastornos del sueño o del apetito, baja autoestima, sensación de cansancio y falta de concentración, podrían ser alertas de que usted o alguien de su entorno padece depresión.

“Hay varios signos, pero obviamente el que más se reconoce es el de tristeza prolongada, no temporal, pero también puede haber disminución en el interés por cosas que siempre han sido atractivas para la persona o incluso hasta síntomas que no tiene nada que ver con lo emocional como tener dolores crónicos”, agregó Tamayo.

Se estima que más de la mitad de las personas que tienen depresión pueden tener al menos una enfermedad no psiquiátrica crónica asociada.

“Tanto la depresión como otras enfermedades tienen factores inflamatorios que conducen a la presentación de los síntomas, es por eso que los diabéticos, por ejemplo, tienen dos veces más probabilidades de deprimirse que la población que no tiene esa enfermedad”, puntualizó el médico.

Según la Organización Mundial de la Salud, la depresión produce mayor impacto negativo en la salud, en comparación con otras enfermedades crónicas como la angina, artritis, asma o diabetes. Por esto es primordial consultar de inmediato a los especialistas para recibir un diagnóstico y tratamiento temprano.

Por: Natalia Valencia