En respuesta a la acción popular interpuesta por un sindicato de la Empresa de Acueducto de Bogotá en donde se solicita ante un juez imponer medidas cautelares a la construcción del Parque Ecológico del embalse San Rafael, la entidad aclaró que esta obra no pone en riesgo el suministro de agua en la capital y que su realización es una obligación adquirida con la comunidad de La Calera desde el año 1992.

De acuerdo con Lady Ospina, gerente encargada del Acueducto de Bogotá, construir el parque del embalse San Rafael no afectará el abastecimiento de agua en la capital del país.

"El abastecimiento del sistema de Acueducto de Bogotá viene del sistema Chingaza. El agua que nos tomamos todos los días desde el Páramo de Chingaza. Solo en caso de emergencia o contingencia usamos el agua del embalse San Rafael", dijo Lady Ospina, gerente (e) Acueducto de Bogotá.

La funcionaria también señaló que la Empresa de Acueducto se comprometió con la comunidad de La Calera a realizar el parque como compensación por las obras del embalse San Rafael, por lo que la Alcaldía de Bogotá ha insistido en construir un espacio que también ha sido concertado con la comunidad.

Esta obra espera ser adjudicada en marzo, para iniciar las adecuaciones en mayo. El proyecto está planeado a 19 meses, con una inversión superior de 100.000 millones de pesos.

Por: Juan David Amaya.