Entre 2015 a la fecha hubo una reducción de riñas asociadas con el fútbol en Bogotá del 57 %.  Así lo reveló el Instituto Distrital de Participación Comunal, IDPAC. Su director, Antonio Hernández informó que, además, se abrirá un Observatorio de fútbol donde se piensa trabajar más de la mano con los hinchas para acabar con los problemas que se presentan entre aficionados.

Diego González, líder de la barra Santa Fe, afirmó que "a través del IDEPAC y la estrategia del Hincha 10 estudiamos temas más de convivencia en el estadio, campañas dentro del estadio, de tolerancia y autocontrol,el IDEPAC facilita algunos espacios para que la barra se fortalezca en términos de participación ciudadana".

Pero, para erradicar el problema de conflictos, según los hinchas, falta inversión.

"El problema de la intolerancia de las barras, de las personas en los estadios de fútbol y sobre todo, en los territorios es algo estructural, eso no es algo de un día, ni coyuntural y ¿cómo se ataca el problema? con una inversión estructural, yo creo que en los planes distritales de desarrollo de los candidatos próximos a la Alcaldía deben incluir este tema", aseguró González.

La Alcaldía busca generar co-responsabilidad para trabajar en la prevención de la violencia.

Antonio Hernández, director del IDPAC, sostuvo que "entre 2015 cuando recibimos este proceso a hoy, la reducción de riñas en Bogotá asociadas al fútbol es del 57 %".

También se trabaja en el nuevo Observatorio de fútbol de la ciudad.

"Se busca a través de distintos componentes técnicos dar información para que la ciudad sepa cómo vamos, a veces cuando algo sale mal la gente piensa que estamos muy mal. Bogotá hoy en día es la ciudad de puertas abiertas a las barras del fútbol visitante en el continente", concluyó Hernández.

Según las autoridades, en la capital hay siete barras bravas, entre Millonarios, Santa Fe, América y Nacional, de las cuales se desprenden entre 50 y 70 ‘parches’.

Por: Diana Alvarado