Una fábrica de suelas de zapatos bogotana, con mas de 32 años de existencia, estuvo al borde la quiebra, pero decidieron adaptarse, y no solo pudieron salvar los trabajos de sus colaboradores, sino que le abrieron la puerta a personas a las que la cuarentena, las dejo sin oportunidades. Esta compañía ahora produce tapabocas hipoalergénicos y reutilizables.

Ferplast paso de proteger los pies de sus clientes a proteger la vida con máscaras reutilizables e hipoalergénicas. Esta empresa bogotana empleó su ingenio y tecnología para producir tapabocas reutilizables.

130 empleados lograron conservar su empleo y 30 más encontraron en esta fábrica el sustento para sus hogares.

Mari Luz es madre cabeza de familia, tiene dos hijos, uno de ellos en la universidad, y antes de la cuarentena tenía un empleo que le permitía sostener a su familia; y Karina como abogada, ejercía su profesión.

A ellas dos, como a millones de personas en el mundola cuarentena les cambio la vida.

La tecnología, el ingenio y las ganas de ayudar a otros no solo salvaron a esta empresa, sino a cientos de personas que pueden protegerse con máscaras reutilizables y de bajo costo, que no solo protegen contra partículas de aire sino también antifluidos.

Aquí el informe completo:

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.