Con una enorme sonrisa en su rostro, con la satisfacción del deber cumplido regresaron al país los cuatro patinadores que obtuvieron ocho medallas en el Mundial de Carreras en Holanda, donde Colombia fue campeón.

Gabriela Rueda, Natalia Bermúdez, Valentina Moreno y Andrés Bello formaron parte de la Selección Nacional que conquistó su título número 16, noveno consecutivo, y que recibió un merecido homenaje en el Hotel Radisson de Bogotá.

“Gracias a la Alcaldía de Bogotá y al IDRD por su gran apoyo”, esa fue la expresión de los cuatro patinadores bogotanos que estuvieron en el Mundial de Carreras en Holanda, donde ganaron ocho medallas (2 oros, 5 platas y 1 bronce).

Medios de comunicación, patrocinadores de la Selección, familiares, representantes de organismos deportivos y uno que otro aficionado se dieron cita en el acto, donde se destacó el profesionalismo de cada uno de estos campeones. Una sencilla ceremonia donde se recordaron las medallas de Colombia.

La gerente administrativa de la Federación Colombiana de Patinaje, Laura Herrera, destacó la entrega y sacrificio de los campeones, y agregó que “debo agradecer su entrega por el país, así como el apoyo de nuestros patrocinadores, cuyo aporte es invaluable. Y un saludo especial a las directivas del IDRD porque no solo apoyan a algunos de nuestros campeones, sino que siempre nos han apoyado para nuestros eventos”.

Las palabras de los campeones

De los campeones bogotanos, la primera en hablar fue Gabriela Rueda, quien obtuvo cuatro medallas (una de oro, dos de plata y una de bronce). Ella agradeció primero a Dios por darle la oportunidad de representar a Bogotá y a Colombia y agregó: “También darle las gracias a mi familia por apoyarme en este proceso, a la Alcaldía de Bogotá, al IDRD y a nuestros patrocinadores oficiales, porque sin su apoyo esto no sería posible. Me siento orgullosa de poderlos representar”.

Ella será la primera patinadora colombiana en unos Juegos Olímpicos. “Estoy contenta. He tenido un proceso muy largo con mi entrenador Anwar Cárdenas y el Club Tequendama, a los que les agradezco mucho. Ha sido un proceso grandioso, con mucho esfuerzo cada día. Iba al campeonato del mundo a ratificar lo que había hecho en el año. Y la idea es prepararme muy bien para los Olímpicos que son en octubre y representar a mi país y a Bogotá”.

De igual manera, se mostró contenta por la entrega de nuevas pistas de patinaje en Bogotá, y espera ansiosa la de El Salitre, que se está modernizando, ya que es el lugar donde entrena habitualmente. “Estamos esperando con ansias la pista de El Salitre. Esperemos que quede bien hermosa y seguir entrenando fuere para darle muchos más buenos resultados a Bogotá. Un saludo muy especial a la Alcaldía, al IDRD, a mi club y a todo Bogotá, gracias por su gran apoyo, y espero con la ayuda de Dios darles más triunfos”.

Por su parte, Natalia Bermúdez (ganadora de un oro y una plata) no ocultó su alegría por su título mundial. “Era un sueño, una meta que tenía y gracias a Dios se cumplió. Algo que veía muy alto. Tenía claro cómo hacer la prueba y a medida que se avanza, la adrenalina sube y la expectativa es mayor. En la última vuelta sale uno con una emoción de ‘ya voy a ser campeona’. Pero es mucha la energía que se siente, escuchar el himno, la bandera en lo más alto, representar a Bogotá, eso me llena de orgullo porque nos han apoyado mucho, tanto la Alcaldía como el IDRD. Ella también está expectante por la nueva pista de El Salitre. “Ya queremos que se entregue esa pista, estamos ansiosos por probarla”.

Andrés Bello (medalla de plata) quería más, pero dice que volverá más fuerte. “Mi primera salida internacional me dejó tranquilo, estoy orgulloso y de lo que hice. Estoy feliz por mi familia, y por ustedes, que siempre nos apoyan para dar lo mejor. Me alegra el apoyo. Espero que siga sí y que esta medalla sirva para mejorar y seguir trabajando duro para darles nuevas alegrías. Un saludo muy especial al alcalde Enrique Peñalosa, al IDRD, por todo el apoyo que nos dan, es lo mejor”.

Y Valentina Moreno (medalla de plata) también dio su concepto de lo que fue el Mundial. “Muy contenta de haber ido al Mundial, a correr en Europa, una gran experiencia. Quería la medalla de oro, no se dio, pero feliz de haber representado al país y a Bogotá. Esperamos en el futuro llegar más lejos y lograr el propósito de ser campeona del mundo”.