“Más niños en las aulas de clases y menos en los semáforos”, dijo Karen Abudinen Directora del ICBF en Opina Bogotá, en donde además explicó cuáles son las acciones que se realizan desde esta entidad para proteger a los menores, víctimas de trabajo infantil.

En Colombia los niños sufren este tipo de maltrato “el trabajo infantil es una forma de violencia contra la niñez”, explicó Abudinen, sin embargo, en los últimos meses con la situación que vive Venezuela, se ha incrementado motivo por el cual el ICBF ha tenido que intervenir y darles protección y en algunos casos restitución de derechos.

“Son casi 25.000 niños venezolanos los que el ICBF atiende en todo el territorio”, dijo Karen Abudinen, asegurando que la entidad que representa está en el deber de atender a todos estos menores y evitar que sean víctimas de abusos.

Colombia, no es el único país que sufre este flagelo, según el ICBF se habla de 168 millones de niños que trabajan en todo el mundo, razón por la cual las medidas de prevención son cada vez mayores.

En los últimos años, se han fortalecido los mecanismos para activar la protección y la restitución de derechos de los niños en Colombia, acciones como la activación de una línea de denuncias, que han aumentado en un 375%.

“Hemos encontrado casos de niños trabajando que no tienen ni registro civil, como si no fueran ciudadanos”, comentó la funcionaria. La línea de WhatsApp es 3202391685 es exclusiva para denunciar el trabajo infantil, se atiende las 24 horas del día.

Según expresó la invitada de Opina Bogotá, la meta que es detectar 4.000 niños trabajadores cada mes, a los que posteriormente se les restituyen sus derechos.

“Si el empleador de un niño es su padre de familia, debe responder con mil salarios mínimos y asistir a cursos pedagógicos”, dijo Karen Abudinen. Además, explicó que para los casos de esclavitud o explotación sexual de niños, hay penas de hasta 60 años de cárcel para los responsables.

Más prevención para los niños

Como la lucha contra el trabajo infantil se trata también de la prevención, la funcionaria del ICBF han realizado charlas con dos millones de padres en el país para generar conciencia y compromisos.

“En Corabastos vamos a tener un espacio para hacer actividades extracurriculares con los niños de los trabajadores de esa terminal”, comentó Abudinen. También  explicó que los indicadores de La Guajira han mejorado, pero aún tienen retos y queremos tener la cifra de cero niños muertos por desnutrición. 

Lea también: La estrategia de la Alcaldía de Bogotá para reducir el trabajo infantil