menores abandonados

Dos menores de edad se quedaron esperando a que su mamá los recogiera en un colegio del centro de Bogotá luego de la jornada escolar. Al ser contactada por docentes y autoridades, la mujer señaló que no los podía recoger porque estaba de viaje.

Tras conocer esto, el ICBF abrió proceso para la restitución de derechos de los menores.

De acuerdo con el rector de la institución, la acudiente no podía pasar por ellos porque estaba viajando a Villavicencio y comentó que le había pedido el favor al padrastro que los recogiera.

“Las maestras lograron encontrar el numero del padrastro, se hablo con él, él dijo que no tenia posibilidad de poder venir a recoger a los niños y ante la situación las maestras solicitaron el apoyo del cuadrante”, comentó Carlos Alberto Castellanos, rector del colegio La Candelaria.

Por su parte el oficial de Inspección Ricardo Bustos, de la Mebog, señaló “se conoce del caso y se restablecen sus derechos, posteriormente se da la comunicación a Infancia y Adolescencia para que llegue aquí y conozca el caso también y son trasladados al centro de protección para que le ICBF se apersone del caso”.

Los dos menores están siendo valorados por el equipo psicosocial del ICBF para determinar su condición física y psicológica, como medida de protección el Defensor de Familia. Así lo informó el Instituto.

Con la apertura de la investigación por parte del ICBF a la madre de los menores, el rector hace un llamado a los padres para que estos hechos no se repitan

“Llamando a la reflexión para que los padres de familia estén mas pendientes de los niños, cumplan con su responsabilidad como padres de familia en el cuidado y protección de los niños”, agregó el rector.

Por: Freddy Carrera