Los efectos del coronavirus, conocido oficialmente como COVID-19, empiezan a afectar la economía de una manera más fuerte. En EE. UU., el Índice de Gestores de Compras (PMI) de la industria manufacturera cayó a su nivel más bajo en los últimos seis meses, con 50.8 puntos.

Con la disminución de la propensión a un riesgo económico global, la tasa de interés de los bonos estadounidenses cayó a su mínimo histórico en 30 años, llegando al 1.89%. El precio por onza de oro vio una subida histórica de siete años llegando a los USD 1.679,7, mientras que el precio del barril de petróleo Brent cayó en un 2.3% y se cotizó a 56.5 dólares este lunes.

De esta manera, los datos del PMI anunciados se mantuvieron significativamente por debajo de las expectativas de Estados Unidos. El índice Dow Jones cayó un 0,78%, el índice S&P 500 cayó un 1,05% y el índice Nasdaq cayó un 0,79%.

Lea también No caiga en estos cuatro mitos sobre el coronavirus

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.

Por otra parte, en Europa, después de que aumentara el número de muertos en Italia debido a la epidemia de coronavirus, con un total de cinco personas, y se confirmara en más de 152 personas, se cancelaron los dos últimos días del Carnaval de Venecia y otros eventos deportivos en las regiones de Lombardía y Véneto. Los países vecinos aumentaron la seguridad en la frontera italiana. Todo lo anterior aumentó la percepción de riesgo en los mercados.

El pasado viernes, los principales índices europeos presentaron caídas: el índice MIB 30 un 1.22% en Italia; el índice DAX 0.62% en Alemania; el índice CAC 40 0.54% en Francia y el índice FTSE 100, un 0.44% en el Reino Unido.

En los mercados asiáticos se ha visto una baja significativa del interés de riesgo económico este lunes. Mientras que el índice Kospi en Corea del Sur ha perdido más del 3% con noticias relacionadas con el brote de coronavirus, en China, el índice compuesto de Shanghai registró una baja del 0.4% al cierre anterior de este lunes.

Este lunes, la Comisión Nacional de Salud de China informó que el número de muertes por el COVID-19 aumentó a 2.594 y el de infectados se elevó a más de 77.000.

Alrededor de 97.000 personas están actualmente bajo atención médica, mientras que el número de pacientes dados de alta ascendió a alrededor de 25.000.

Fuera de China continental, el coronavirus se extendió a más de 25 países, incluidos Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Italia, España, Rusia, Irán, Singapur e India.

La Organización Mundial de la Salud declaró el brote como una emergencia sanitaria internacional.

Con información de la Agencia Anadolu