La prensa islandesa reportó este lunes que 20 de las 50 ballenas guía varadas el pasado viernes en la costa suroeste de Islandia murieron, mientras treinta de ellas lograron ser rescatadas.

Un equipo local de búsqueda y rescate, junto con varios voluntarios, esperaron la subida del mar, manteniendo a los animales mojados durante la noche para garantizar su supervivencia.

Los rescatistas utilizaron mantas mojadas y toallas para mantener a las ballenas vivas, además de bombear agua de mar sobre ellas.

Los biólogos afirmaron que las ballenas probablemente estaban siguiendo a una bandada de peces verdel, pero golpearon la costa del mar en el intento y quedaron atascadas.

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.

Al ver que algunas de las ballenas aún respiraban, la comunidad llamó a los equipos de rescate para lograr mantenerlas vivas y regresarlas al mar.

Como resultado de la operación, se logró salvar a 30 ballenas, que pesan alrededor de una tonelada.

El mes pasado, más de 50 ballenas murieron tras golpear la costa de Löngufjörur, en el oeste de Islandia. Aún se desconoce el motivo por el cual las ballenas golpearon la costa islandesa.

Anadolu.