Una nueva teoría surgió este miércoles por parte de los investigadores que buscan determinar las causas del accidente en Niza. Al parecer, la conductora que arrolló a siete personas sufre condiciones médicas especiales y no estaba bajo los efectos del alcohol.

Eran las 4:36 de la tarde de este martes cuando una camioneta particular que conducía una señora de 45 años de edad  por la Avenida Suba con calle 127, perdió el control de su vehículo. Según las hipótesis de los testigos, la camioneta iba a gran velocidad, se subió al andén y arrolló a siete personas. Cinco quedaron con heridas de gravedad y dos perdieron la vida.

Las autoridades determinaron que la mujer que provocó este accidente vial no se  encontraba en estado de embriaguez.

Lea también: Muere ciclista en accidente de tránsito en Chapinero

“Se están evaluando todas las pruebas de los hechos entre ellos un peritaje del vehículo para establecer si hay alguna falla mecánica. Hasta el momento no la hay, pero logramos determinar qué según las hipótesis tiene una condición médica especial", aseguró Gustavo Blanco, comandante de la Policía de Tránsito y Transporte de Bogotá.

Al parecer, la mujer que conducía el vehículo a 50 kilómetros por hora, perdió el conocimiento y el control del automotor.

“Un problema de diabetes que al parecer tuvo un bajón y en ese momento perdió la capacidad de la conducción lo que ocasionó posiblemente el accidente. Estamos determinando la parte médica y pues ya la parte del peritaje del vehículo para descartar algún daño", afirmó Gustavo Blanco.

La conductora quedó con trauma cráneo-encefálico leve, trauma en tórax abierto y fue trasladada a la clínica Shaio. El vehículo en el que transitaba estaba nuevo y tenía la documentación al día.

“Esas personas que tienen una situación especial médica que les pueda generar perder el conocimiento o perder sus facultades para conducir, no lo hagan porque ponen en peligro su vida y la de los demás”, agregó el comandante.

Una mujer de aproximadamente 24 a 30 años de edad falleció en el lugar de los hechos a causa de las lesiones, y la otra llegó a la clínica Shaio donde perdió la vida en el proceso de reanimación. Según la clínica, los pacientes hospitalizados reciben tratamiento integral.

En 2019 las autoridades han registrado 17.070 siniestros viales que cobraron la vida de 226 personas y han lesionado a 9.667 personas.

Por: Catherine Hernández