La oficina de Migración Colombia anunció la creación de un plan de atención para los militares y policías desertores venezolanos que han llegado al país. La entidad informó que a quienes se hagan bene­ficiarios de la estrategia se les otorgará un Permiso Especial de Permanencia (PEP) para que puedan trabajar.

La entidad añadió que los policías y militares en el plan contarán con capacitaciones, ayuda en la búsqueda de cupos escolares para los menores que lo requieran y “un apoyo para atención básica”.

Para la oficina colombiana, el plan se desarrollará para que los militares y policías desertores “puedan desarrollar una vida como civiles y en completa normalidad mientras las condiciones en su país natal les permiten volver a ejercer sus funciones en la fuerza pública”.

“El Gobierno Nacional de Colombia determinará los bene­ficiarios con base en la información cotejada con Migración Colombia, que incluirá a sus núcleos familiares”, informó la entidad.

Migración Colombia detalló que expedirá un permiso de trabajo hasta por dos años para los militares que hagan parte de la estrategia.

“Se autorizará a estas personas y a sus familias a que puedan ejercer una actividad laboral remunerada que les permita la manutención y el sostenimiento mientras permanezcan en Colombia”, resaltó la entidad.

El gobierno mencionó que el plan se construirá mediante un memorando de entendimiento acordado con representantes de líder de la Asamblea Nacional y autoproclamado presidente venezolano, Juan Guaidó.

Anadolu.