Un grave caso de presunto maltrato animal se registró en la localidad de Usme. Vecinos del sector denunciaron que una perra fue objeto de constantes agresiones por parte de su dueño, ataques que dejaron al animal muy afectado en su movilidad.

Este fue el estado en el que quedó esta perrita, tras las aparentes agresiones recibidas por parte de su dueño.

En una improvisada casa estaba el animal que fue rescatado por los vecinos del barrio Puerta del Llano en la localidad de Usme, quienes al ver las condiciones en las que estaba, la sacaron del lugar en donde permanecía.

Gloria García, vecina del sector, aseguró que: "el animalito hace como dos meses quedó paralizada de la cintura para abajo, la perrita caminaba arrastras con las patas hacia atrás".

"El animal, en realidad, estaba sufriendo, era que no se podía parar, el animalito andaba encerrado", comentó Doris Muñoz, vecina del hogar.

Los vecinos manifiestan que la persona que vive en esta casa no estaba pendiente de la perrita y que las aparentes agresiones recibidas deterioraron su estado de salud.

"A las siete de la mañana estuvimos acá y pudimos recoger la perrita en las condiciones precarias en las que se encontraba en total abandono", afirmó Ninfa Reyes, animalista.

Después de su rescate fue llevada a una veterinaria para conocer su estado. El dictamen que da el veterinario no es nada alentador, la perrita queda discapacitada pues no le respondieron las patas traseras.

Tras conocer esta situación, este grupo de personas centra sus esfuerzos en buscar una fundación de paso y una silla de ruedas que ayude a la perrita movilizarse. Este caso ya está en conocimiento del Instituto Distrital de Protección Animal que estudia el caso.

Por: Fredy Carrera