Se prendieron algunas alarmas por la ponencia que está lista para el segundo debate de la reforma Política pues tiene algunos puntos que han resultado controversiales. El primero abriría la puerta nuevamente al transfuguismo y el segundo le permitiría al Congreso interferir en el Presupuesto Nacional.

El primer punto tiene que ver con que el 25 % de los miembros de una bancada en Senado o en Cámara podrán conformar un nuevo partido dentro del Congreso.

Roy Barreras, uno de los defensores de esta iniciativa, asegura que a los congresistas se les debe dar la oportunidad de cambiar de partido de manera transparente sin necesidad de crear fracciones internas.

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.

La segunda propuesta consiste en que el Congreso podría definir en qué se invierte una quinta parte del Presupuesto Nacional.

Muchos han criticado de absurdo el hecho de darle esta facultad a una clase política desprestigiada, pero los miembros del Centro Democrático aseguran que esto es común en todos los parlamentos del mundo.

A varios expertos, estos "adornitos" a la reforma Política les han parecido más bien como una ventana de oportunidades para buscar beneficios propios.

Por: Laura Anzola