reforma política

La Corporación Transparencia por Colombia analizó el tema de los gastos de las campañas políticas en el país y aseguró que el problema no se va a acabar mientras no se cuente con un monto límite.

El jalón de orejas fue para el Consejo Nacional Electoral que, según el informe, no tiene la capacidad de investigar, ni sancionar penal ni disciplinariamente.

Un dato que llamó la atención es que este año casi 13.000 millones de anticipos fueron para las candidaturas del Senado mientras que solo 2.600 millones fueron para las campañas a la Cámara. Es decir, hay una brecha demasiado amplia de prioridades que no debería existir para poder garantizar la igualdad de condiciones para todos los candidatos.

Por: Laura Anzola