Según las autoridades, históricamente el Día de la Madre es una de las fechas más violentas en la capital del país. Por eso distintas secretarías prepararon un plan para atender cualquier situación que pueda presentarse en la ciudad.

A partir de las 6:00 p.m. de este viernes 10 de mayo y hasta el próximo lunes a las 6:00 a.m. está vigente la alerta verde en la red hospitalaria de la ciudad.

"Que las instituciones públicas y privadas se preparan para cualquier posible incremento en la demanda de solicitud del servicio. De igual manera continuaremos con nuestro programa de atención prehospitalaria y desde salud pública se establecen 225 funcionarios que van a estar pendientes de la línea de alimentos sanos y seguros, y todo lo relacionado con la presencia de licor adulterado”, dijo Luis Enrique Beleño, subdirector de Gestión de Riesgo y Emergencias.

Habrá control especial en los principales puntos de comercialización de licor de la ciudad.

"Realizaremos visitas de control inspección y vigilancia a establecimientos de comercio que vendan bebidas alcohólicas, también a las zonas de rumba y estaremos realizando varias actividades con nuestra Policía”, aseguró Juan Miguel Durán, secretario de Gobierno.

"Cerca de 3.000 policías vamos a tener como apoyo a la Policía Metropolitana de Bogotá para el cubrimiento especialmente de los sitios que ya tenemos identificados que nos pueden generar problemáticas en la vía pública y los lugares de esparcimiento", dijo Javier Martín Gámez, comandante (e) de la Policía Metropolitana de Bogotá.

La Secretaría de Movilidad realizará 12 operativos de control de embriaguez para salvaguardar la vida en las vías de la ciudad.

Cualquier situación de emergencia puede ser reportada a través de la línea 123.

Por: Natalia valencia