La administración de Enrique Peñalosa hizo una advertencia a universidades, empresas y estaciones de servicio que con sus actividades contaminan los ríos y humedales de la ciudad.

Se trata del cobro de multas de hasta 5.000 salarios mínimos y procesos de sellamiento a entidades que incumplan las normas para el cuidado del medioambiente.

La medida se toma luego de que en lo corrido de este año, entre enero y septiembre, se han presentado 21 casos de afectaciones a los humedales y ríos como el Tunjuelo, Fucha, Salitre y Arzobispo.

La contaminación en humedales fue una de las situaciones que mayor impacto tuvo en la comunidad, entre ellos humedales Torca, Jaboque, Guaymaral y Córdoba, razón por la que la Secretaría de Ambiente ha suspendido los vertimientos de agua residuales que contengan líquidos con detergentes, grasas y materiales orgánicos.

Para ver todas las noticias de Bogotá visite www.conexioncapital.co. Encuéntrenos también en Facebook como Canal Capital.

“Hemos cerrado temporalmente algunas obras que han desarrollado entidades educativas como la universidad Javeriana, Externado y Central porque sus actividades estaban contaminando los cauces y el alcantarillado pluvial de Bogotá. Entonces hemos dispuesto lo pertinente para sellar temporalmente y para iniciar los procesos sancionatorios correspondientes”, explicó el secretario de Ambiente, Francisco Cruz.

Las sanciones interpuestas aún permanecen en proceso jurídicos, multas que podrían ascender a los 3.500 millones de pesos.